Carabante declara que Gran vía no cerrará la circulación de vehículos estas navidades

La circulación será idéntica a la del año pasado, cuando ya se ponía en marcha Madrid Central, por lo que no hubo restricciones exclusivas a estas fechas como en años anteriores

Luces de Navidad 2018-2019 en Gran Vía | SOMOS CHUECA
Luces de Navidad 2018-2019 en Gran Vía | SOMOS CHUECA

El delegado de Movilidad y Medio Ambiente del Ayuntamiento de Madrid, Borja Carabante, afirmó en una entrevista concedida al periódico El Mundo que, a diferencia de años anteriores, estas navidades no se restringirá el transito de vehículos en la Gran Vía. La realidad de dichas declaraciones no aporta cambio alguno ya que la situación permanece exactamente igual a las medidas introducidas en las navidades de 2018. Por entonces, comenzaban las primeras pruebas de Madrid Central y el tránsito quedaba ya restringido a las mismas medidas que Carabante adelantó este domingo.

Por lo que, de idéntico modo, la circulación a Gran Vía permanecerá abierta a residentes, los autobuses de la Empresa Municipal de Transporte (EMT), la distribución urbana de mercancías, las personas con movilidad reducida; los servicios públicos o de emergencias y los suministros a farmacias; las bicicletas; los taxis; los vehículos VTC con servicio contratado en la zona; los automóviles CERO y ECO, incluido la movilidad compartida eléctrica; el reparto postal; los vehículos de reparaciones en la zona de agua, gas,
electricidad, etcétera; o los que accedan a aparcamientos públicos de rotación y tengan clasificación ambiental B y C, así como las motos, con distintivo.

Quizá en su testimonio quería dejar constancia que no se tomarían medidas coercitivas como ocurrió en 2016 y 2017. Desde nuestra plataforma queremos esclarecer que este año la circulación en la Gran Vía de Madrid será equivalente a la de 2018.

El Delegado del Área de Gobierno de Medio Ambiente y Movilidad además ha expuesto la libertad de cortes puntuales en las áreas más susceptibles al trafico por seguridad con el fin de evitar aglomeraciones a los agentes de movilidad y Policía. Además, en sus declaraciones manifestó la necesidad de seguir haciendo visible el uso del transporte publico como primera opción para desplazarse por el centro de Madrid.