Renueva tus accesorios de belleza, sin morir en el intento

Ahora lo tienes más fácil que nunca para cuidar tu cabello y piel gracias a los avances tecnológicos de los nuevos accesorios de belleza

Seguramente ya lo sabrás, pero cuando alguien piensa en cambiar todos sus productos de belleza y comprar nuevos, lo primero que hace es prepararse para una tormenta. El mercado está llenísimo de opciones, no paran de salir más y más alternativas, y lo peor, todas ellas nos bombardean en el mismo instante en el que entramos en internet para buscar.

Renovar los accesorios de belleza siempre ha sido una tarea complicada. Aunque haya marcas famosas, siempre hay otras que empiezan a ganar terreno con propuestas diferentes, precios más reducidos o prestaciones sorprendentemente mejores. Hace falta mucho tiempo y dedicación para dar con la fórmula adecuada o, en este caso, para hacer la compra perfecta.

O al menos así era antes. Ahora, cuando te paras a buscar buenas máquinas cortapelos o, incluso, una plancha de pelo, tienes casi la certeza absoluta de que, te topes con lo que te topes, vas a realizar una buena compra. ¿Por qué? Porque la tecnología se ha encargado de renovar todo lo relacionado con la belleza, estableciendo un nuevo estándar de calidad que nada tiene que ver con lo de antaño.

Y cuando decimos que no tiene nada que ver, nos referimos a que, actualmente, cualquier secador de pelo, producto de depilación o incluso de afeitado corporal, es infinitamente mejor a lo que había hace tan solo una década. La mayoría de los productos de belleza, sobre todo si nos centramos en los de peluquería, suelen tener esa vida útil, de una década aproximadamente, y eso hace que este nuevo panorama encaje perfectamente con la renovación de dichos accesorios.

Los nuevos accesorios de peluquería te lo ponen fácil gracias a la tecnología

Podríamos hablar de cómo avances como el propio internet nos permiten comprar con más facilidad los mejores productos de peluquería. Sin embargo, los cambios más notorios de cara al consumidor no están en el acceso al producto, sino en el producto en sí.

¿A qué nos referimos con esto? Pues es fácil. Coge, por ejemplo, un secador de pelo moderno y compáralo con uno de comienzos de los 2000. Si sondeas un poco el terreno, verás que hay modelos sin cables siquiera, o que usan la tecnología iónica para secar sin deshidratar la cabellera. Esto, hace unos años, era una idea prácticamente imposible de ejecutar.

Situaciones como esa, con cambios tan grandes, se deben principalmente a la labor de unos departamentos de I+D que están constantemente trabajando por mejorar sus productos. Asimismo, son el inevitable resultado de una tecnología que no deja de cambiar y de avanzar, de traer propuestas que pueden aplicarse a muchísimos contextos diferentes.

Y hemos hablado de los secadores de pelo sin cable, pero también podríamos hablar de las planchas de pelo inalámbricas, o incluso de los rizadores totalmente termorregulables, con cabezales intercambiables. ¿Por qué no? Incluso podemos mencionar los nuevos materiales de las placas de las planchas para el cabello, o las máquinas recortadoras que pueden mojarse.

Hay tantísimos avances, todos ellos además sucediendo año tras año, que se vuelve casi imposible controlar todas las novedades que van surgiendo. Hay incluso peluquerías que están empezando a utilizar espejos con realidad aumentada, capaces de hacer ver al cliente, o a la clienta, cómo le quedaría tal o cual peinado, o incluso cuál sería el mejor color para su pelo.

Son aspectos que hace años parecían cosa de un futuro lejano, pero que ya están empezando a acercarse a nuestro día. Si seguimos hilando con estos espejos futuristas, por ejemplo, ya hay modelos que empiezan a acercarse al mercado doméstico, para que cualquiera pueda comprarlos y colocarlos en sus casas. ¿Te imaginas tener cada mañana un espejo que te diga una buena opción para peinarte? ¿Que pueda medir incluso tu salud en base a tu piel y aspecto?

Parecen locuras, pero ahí están. Todo esto demuestra que ya no son solo los accesorios de peluquería, sino que también los productos de belleza que podemos encontrar en cualquier tienda están avanzando a pasos de gigante. Este sector nunca para, porque la tecnología que hay detrás de él tampoco tiene intención de hacerlo.

Lo mejor es que todo eso solo nos aporta beneficios. Ahora, comprar productos de belleza y peluquería ha dejado de ser una auténtica locura. Te conectas a internet, miras en alguna tienda de confianza y tendrás frente a ti toda una batería de productos de calidad, y encima con precios de lo más ajustados.

¿Sigues teniendo dudas a la hora de comprar? No pasa nada, la red sigue dando facilidades. Entras, miras comentarios de compradores y compruebas si hay satisfacción con el producto que tanteas. Si la opinión general es positiva, solo tienes que lanzarte. Como íbamos diciendo, ahora todo se ha vuelto mucho más fácil para hacer estas compras.

Apoya al periódico de tu barrio y asóciate a Somos Chueca

Somos Chueca es un proyecto de periodismo local independiente asociado a eldiario.es, en el que puedes informarte de las noticias que te tocan más de cerca. Solo nos financiamos con la publicidad y el apoyo de nuestros lectores más comprometidos. Si tú también quieres ayudarnos hazte socio o socia de eldiario.es y destina una parte de tu cuota a Madrid - Somos.

Nuestro trabajo necesita de tu apoyo, y cuesta dinero. Te necesitamos para seguir. Hazte socio. Hazte socia.