Elvira Lindo reivindica el Orgullo y una Cibeles feminista en su pregón de las Fiestas de San Isidro | Somos Chueca - Salesas

Elvira Lindo reivindica el Orgullo y una Cibeles feminista en su pregón de las Fiestas de San Isidro

La escritora también defendió un Madrid donde se pueda pasear, pensado para niños y mayores, y donde el espacio público no se ceda “exclusivamente al negocio”

Elvira Lindo en el pregón de las Fiestas de San Isidro 2019 | AYUNTAMIENTO DE MADRID
Elvira Lindo en el pregón de las Fiestas de San Isidro 2019 | AYUNTAMIENTO DE MADRID

Si Elvira Lindo ya nos emocionaba en su Pregón de las Fiestas de San Antón en el año 2016, en su estreno como pregonera de las Fiestas de San Isidro 2019 ha dejado muy claro el orgullo que siente por Madrid y la esencia de cada uno de sus barrios.

“Los madrileños, siempre rebeldes y poco dados a la sentimentalidad exaltada, hemos descartado el sentir orgullo por nuestra ciudad”, manifestó Lindo en su discurso, en el que también destacó que, “mientras a otros les sobra orgullo a nosotros nos falta. Salvo el orgullo gay, que en eso somos los primeros”.

Unas celebraciones del Orgullo LGTBI que, como antigua vecina del barrio de Chueca, bien conoce de cerca y que algunos partidos políticos siguen empeñados en desterrar a otras localizaciones a las afueras de ciudad como la Casa de Campo.

Elvira Lindo también destacó que Madrid es una ciudad abierta y que no nos debe avergonzar reconocer “sinceramente cuánto nos gusta” porque, aunque “hay ciudades más monumentales, menos caóticas en su trazo, mejor conservadas”, en Madrid te pueden “pasar aventuras inesperadas”.

“No es Madrid una ciudad insulsa o adormecida, en su carácter hay un pronto reivindicativo y libre, poco formal, popular, castizo, chulo, es Madrid pueblo y ojalá que no pierda esa condición nunca”, reivindicó Lindo, quien tampoco se olvidó de la fuerza de las mujeres, que han convertido Madrid en la capital del feminismo.

“Por sus arterias caminan miles de mujeres que anhelan la igualdad y hombres que aman su compañía y abrazan su lucha”, mujeres que han convertido puntos tan turísticos como el Paseo de Recoletos y la fuente de Cibeles “que va a pasar de madridista a feminista” en lugares de reivindicación y lucha social. “¿Por qué no sentir algo de orgullo? Un orgullo legítimo y jamás excluyente”, se pregunta Lindo.

Un discurso en el que tampoco faltó un repaso por su infancia y sus orígenes gaditanos, sus años en el barrio de Moratalaz, el descubrimiento de la ciudad de Madrid a pie de calle gracias a su primer trabajo como reportera radiofónica y su amor por la periferia madrileña, pero también por el centro.

“Amar la ciudad es hacer barrio, reivindicarlo a diario y los barrios, como yo descubrí bien pronto, no solo están en las afueras. Queremos que sigan vivos los barrios del centro”, explicó Lindo, que confesó que pasear es una de las mejores formas de conocer la ciudad.

También pidió que tengamos en cuenta a los niños y los viejos a la hora de construir una ciudad para el “encuentro con otros seres humanos” y recordó que “si ellos desaparecen de este escenario estamos cediendo todo el espacio exclusivamente al negocio, y la ciudad es algo más que eso. La ciudad es nuestra casa”.

En el acto estuvo acompañada por la alcaldesa de Madrid, Manuela Carmena, quien aprovechó la oportunidad para invitar a todo el mundo, residentes y turistas, a disfrutar de las castizas Fiestas de San Isidro y a dejarse seducir por la ciudad como ya hicieron artistas, escultores, pintores, poetas y escritores como Elvira Lindo.

Escuchando el discurso desde la Plaza de Villa cientos de madrileños, madrileñas y visitantes, que tendrán la oportunidad de participar en más de 220 citas culturales y de ocio (conciertos, danza, talleres, espectáculos infantiles, teatro, poesía y música clásica) repartidos por 19 escenarios y por las calles, plazas y parques de la ciudad.